Bienvenidos a los primeros pensamientos de FÀCYL 2011. Uno podría tener la tentación de dedicar el festival al tan manido tema últimamente de la crisis económica. Afortunadamente, no hemos caído en esta tentación y FÀCYL 2011 va a estar dedicado a la fuerza de la cultura como la prolongación de la educación de jóvenes y adultos y el poder liberador del arte: Thought is free. Una gran fiesta de emociones, sentimientos, reflexiones y pensamientos.

Así, que en eso estamos. Soportando los recortes con la máxima imaginación posible e intentando comunicar que, en una sociedad joven en democracia como la nuestra, que carece de un modelo cultural consolidado, cualquier recorte económico debilita enormemente las nuevas iniciativas y puede llegar a hipotecar el futuro inmediato y las decisiones de las generaciones venideras.

No me sirve de consuelo las explicaciones de otros países, que viven recortes similares. No nos podemos comparar con países con modelos culturales definidos y donde las inversiones en cultura están a una distancia enorme de nuestra realidad. Este país no ha sido capaz de inventar todavía fórmulas mixtas de financiación, leyes de mecenazgo o esponsorización, que ayuden a la aportación pública, siendo uno de los grandes errores de la política española asociar la cultura solo con el entretenimiento.

De todas maneras, nuestra energía será como siempre alta, intensa y apasionada para intentar sorprenderos nuevamente, inquietaros y conseguir vuestra complicidad. Dejemos que Lorca, casi 80 años antes en su locución al pueblo de Fuente Vaqueros, nos explique cómo veía el país:

“No sólo de pan vive el hombre. Yo, si tuviera hambre y estuviera desvalido en la calle no pediría un pan; sino que pediría medio pan y un libro. Y yo ataco desde aquí violentamente a los que solamente hablan de reivindicaciones económicas sin nombrar jamás las reivindicaciones culturales que es lo que los pueblos piden a gritos. Bien está que todos los hombres coman, pero que todos los hombres sepan. Que gocen todos los frutos del espíritu humano porque lo contrario es convertirlos en máquinas al servicio del Estado, es convertirlos en esclavos de una terrible organización social.”

Y ha dicho el gran Menéndez Pidal, uno de los sabios más verdaderos de Europa: “Cultura. Cultura porque solo a través de ella se pueden resolver los problemas en los que hoy se debate el pueblo”.

Me he acostumbrado desde hace muchos años a marchar a la mañana siguiente de finalizar algún espectáculo, algún evento o celebración. Evidentemente se trata de razones de calendario profesional, que uno maneja lo mejor que puede. Pero esta especie de “fuga” me ayuda a aligerar la fuerte “resaca” que se produce después de un gran desgaste emocional.

Me encuentro en la librería El Ateneo en Buenos Aires. Santa Fé con Callao. Para mí una de las librerías más hermosas que conozco. Un antiguo teatro, bellísimo, reconvertido en librería y cafetería. La platea y los pisos aparecen ocupados por miles de libros y el escenario es un pequeño café. Puedes sentarte entre los libros y ojearlos, o incluso sumergirte en su lectura antes de comprarlos. Un paraiso para la letras. Entre muchas otras cosas Buenos Aires es una ciudad de librerías y/o de libros. Hoy hace un soleado día del casi invierno porteño. Una invitación al paseo, a la lectura y al café. Los recuerdos del FÀCYL 2010 se me agolpan en mi cabeza. Han sido unos días en Salamanca de gran intensidad, de trabajo y de impresiones artísticas. A pesar del diario cosquilleo en el estómago, he podido disfrutar mucho de los espectáculos, de los artistas y del público de Salamanca. Maravillosa ciudad con un enorme poder de seducción para el visitante. Me resisto a que mi memoria selectiva se quede con una parte de los recuerdos de lo que ha sido esta sexta edicción del festival. Intento congelar los detalles de las caras de ilusión, sorpresa y tristeza catárquica del público. Retener en mis manos imágenes y momentos de los espectáculos. Las miradas de los diferentes artistas cuando se descubren entre ellos. En un festival todos estamos más permeables. (Los Festivales de Arte son el futuro decía el sabio Sir Brian Mc Master).Y así se conforma un mosaico lleno de colores y de sensaciones, de arte y de humanidad. Aunque el arte no vaya a cambiar el mundo, decididamente, a las personas, nos hace mucho mejores.

Durante las trece días del FÀCYL 2010 ya estaba pensando la próxima edición y continuo en ello. Reflexionando sobre lo que hay que mejorar, sobre lo que se ha quedado en el tintero este año, sobre las temáticas para el siguiente, sobre como incidir todavía más en el ciudad, sobre tantas cosas por hacer que ya empiezo a sentir un poco el vértigo del 2011. Desgraciadamente sólo sé hacer las cosas de una manera ( y mi mirada me delata) : con toda la pasión y todo el trabajo del que uno es posible. No creo que a mi edad se pueda cambiar ya. Así que el FÀCYL 2011 ya está en camino. De hecho ya lo estaba cuando empezamos éste.

El Ateneo se ha llenado de gente mientras escribía estas líneas. Estoy leyendo dos libros extraordinarios que recomiendo sin ninguna duda. “El Respeto” de Richard Sennet y “Autobiografía sin vida” de Félix de Azúa. Magníficos.

En un par de horas empieza el ensayo de “La vida es sueño” que estoy montando para el Teatro San Martín de Buenos Aires. Calderón suena precioso en porteño. Tengo un mes entero para saborearlo y volver al Ateneo.

Ayer aterricé en Salamanca (via Madrid) muy tarde. Intentaba dormir en la habitación de mi hotel a las 3h. La ciudad se mostraba tranquila y hermosa como casi siempre. Mañana empezamos el FÀCYL 2010 (Festival de Salamanca). De hecho para nosotros hace meses que ha empezado. Me siento satisfecho de trabajo realizado hasta ahora y [...]

Me gustan los cementerios. Bueno, quiero decir que hay un tipo de cementerio que me gusta, normalmente antiguos del siglo XVIII, XIX o principios del XX con las tumbas sobre la tierra que se han convertido en jardines y por donde me resulta una verdadera delicia pasar unas horas caminando. Entre mis preferidos, que visito [...]

“La música nos habla de manera más inteligible que cualquier idioma.”
La naturaleza ha decidido entrar en erupción y la vieja Europa se tambalea, se paraliza y se siente consciente de su enorme fragilidad que no es otra que la nuestra. Ensayo en Copenhague “Stemmer” (Voces) para el Betty Nansen Teatret y el Festival de [...]

El invierno se resiste a abandonarnos este año. Hoy Stuttgart aparece totalmente cubierta de nieve y aunque luce un sol hermoso, el frío es intenso. Siempre me ha gustado mucho más el frío que el calor, así que no me quejo y trato de disfrutarlo y sentirlo en mi piel. Quizás sea debido a que [...]